Publicidad
Publicidad

83-101 ante el Baskonia

La crisis del Gran Canaria salpica a todas partes

Los amarillos siguen caminando sobre el alambre de la Liga ACB tras perder con un rival más consistente en todo momento

  • CBGC CRÓNICAS
  • 03/02/2019 - 13:58
Protestas en el Gran Canaria Arena, este domingo (C. Torres)

Juan Pedro Borrego

 

El Gran Canaria sigue caminando sobre el alambre en la Liga ACB. Los amarillos, en un partido en el que la palabra resignación podría definir su desarrollo y final, perdieron ante un Kirolbet Baskonia más consistente que solo les permitió un epate en el primer cuarto. Las fuerzas locales aguantaron solo veinte minutos de juego efectivo; y los alaveses dieron el estoque final en un tercer parcial en el que alcanzaron hasta 16 puntos de renta (50-66). Desde entonces llegaron las divisiones de opiniones en la grada y voces hacia el palco pidiendo la dimisión de los consejeros.

 

Gran Canaria lo tenía más complicado en los uno contra uno con un quinteto de menos clase ofensiva en la pista, pero con más capacidad defensiva. Buscaba García las transiciones rápidas tras recuperación de balón ya fuera por robos, pérdidas o rebotes. Todo eso llevaba a un partido muy igualado con un Baskonia que a veces rompía con suma claridad la defensa con penetraciones que concedían los amarillos. Con empate a 19 se resolvía un primer parcial en el que no hubo un dominador claro aunque fuera más el Baskonia quien intentara los demarrajes en el electrónico sin fructificar sus intentos de escapada más allá de los cinco puntos de margen del 14-19 a 1:25 del final del cuarto.

 

Pero los blaugrana mostraban estar al acecho para aprovechar cualquier momento de debilidad amarilla. Pese al poder dominador de Balvin en las dos zonas, lo cierto es que su defensa era mejor a la de los locales y las rentas empezaron a ser de tener en consideración. Con diez puntos por detrás (26-36) a 6:14 del descanso, el Herbalife necesitaba algo más que buenas individualidades para revertir la situación. García llamó a los suyos a la banda, para pedir otro espíritu y pedir a Rabaseda que fuera el guía de esa reforma.

 

Con tesón, el conjunto amarillo recortó hasta los cuatro puntos (40-44) cuando otra vez, en el sprint final antes del paso por los vestuarios, el Kirolet volvió a sacar más músculo y el oxígeno insular entraba en la zona de deuda notable (40-48) lo que significaba un duro mazazo al sueño de remontada insular en un momento clave.

 

Y eso pareció ser un elemento desequilibrante de la confianza local. El Granca, que lo intentaba con deseo, era constantemente víctima de muchos momentos de flaqueza y el Baskonia se aprovechaba para llegar, cinco minutos más tarde a una renta de 15 puntos que pesaba como una losa en las espaldas de los isleños (48-63) y ponía muelle en las piernas y engrasaba muñeca en los visitantes (50-66).

 

Con 17 puntos en contra, el Herbalife parecía consciente de que la remontada no iba a producirse como en el día del Murcia. Y pero se pondría cuando nada más comenzarla última cuenta atrás de diez minutos la desventaja llegaba a los 20 puntos (65-85) y la grada pedía la dimisión de los directivos con aún ocho minutos por disputarse.

Ficha del partido:

 

83 Herbalife Gran Canaria (19+21+23+18): Hannah (3), Rabaseda (16), Strawberry (8), Báez (16), Pasecniks (8) -equipo inicial-, Oliver (8), Eriksson (10), Balvin (7), Paulí (1) y Tillie (6).

101 Kirolet Baskonia (19+25+31+22): Vildoza (22), Janning (7), Shields (19), Voigtmann (23), Poirier (2) -equipo inicial-, González, Diop (2), Jones (14), Hilliard (8), Kurucs y Huertas (4).

 

Árbitros: J.A. Martín Bertrán, Jordi Aliaga y Esperanza Mendoza.

 

Incidencias: 19ª jornada de la Liga Endesa. Pabellón Gran Canaria Arena. 5.274 espectadores.

Galería: C. Torres

Galería de fotos

Protestas en el Gran Canaria Arena, este domingo (C. Torres)
Protestas en el Gran Canaria Arena (C. Torres)