Publicidad

Nombres de la pretemporada

Julen Pérez, como quien no quiere la cosa ...

  • ENTRE BASTIDORES
  • 07/08/2022 - 09:17
Julen Pérez, como quien no quiere la cosa ... Julen Pérez, en el amistoso frente al Tamaraceite (C. Torres)

Manuel Borrego

 

Apenas hace un año, en octubre de 2021, publicábamos en Tintaamarilla.es una descripción sobre el laborioso trabajo de Julen Pérez del Pino (28 de junio de 2000), centrocampista que se había convertido en referencia con galones en un Las Palmas C líder de Tercera. Un futbolista del que se observa que “no teniendo tanta luz propia para la filigrana, aporta aplomo y solidaridad” en todas sus funciones.

 

Ese mismo futbolista debutaba a finales de mes en Las Palmas Atlético dentro de la Segunda RFEF, para allí convertirse en una de las piezas de encaje en un año muy difícil para el primer filial de los amarillos. El jugador cebollero dio ese paso al frente sin apenas notar los cambios de velocidades de las dos divisiones o la experiencia a los profesionales rivales a los que se enfrentaba.

 

Es el mismo Julen Pérez que ha tenido en cuenta Xavi García Pimienta hasta el último día de la pretemporada, hasta el partido amistoso final frente al Tamaraceite -curiosamente el adversario que lo vio debutar en Segunda RFEF-. Como quien no quiere la cosa su nombre está ahí, en un momento en que se produce la rotura de un plan con la no llegada de Sergio Ruiz o la baja temporal de Kirian Rodríguez. En ambas funciones encaja porque Julen es un corredor de fondo, para lo que se necesite.

 

De momento, el técnico Yoni Oujo ha tenido que planificar el inicio de la pretemporada sin este jugador y alguno más que son, sin duda, del gusto del entrenador de los profesionales. Aún no se puede precisar si Julen tendrá o no protagonismo en la Liga que comienza el sábado 13 de agosto, pero ha demostrado que su trabajo en silencio pasa menos inadvertido para los jefes que para la grada o los analistas.

 

Y como todo jugador que emerge es una pieza por descubrir, por conocer sus propias fronteras. Las desbordó cuando fue cedido al San Mateo, regresando de aquella etapa como un jugador maduro para el Vitamina C amarillo. Las siguientes etapas, como ya expresamos, las ha asimilado con fluidez y naturalidad. Y ahora, en un año apenas, ya está en agenda del primer equipo.

 

Como quien no quiere la cosa … ahí está, con su fútbol de acento suave pero eficiente.