Publicidad

ProLiga impugna ante el CSD las condiciones exigidas a los equipos RFEF

  • NOTICIAS
  • 08/07/2021 - 14:35
ProLiga impugna ante el CSD las condiciones exigidas a los equipos RFEF Una imagen de Asdrúbal, del Tamaraceite, equipo de Segunda RFEF (C. Torres)

B. Pérez

 

Malestar en ProLiga con las bases de competición de las nuevas categorías Primera, Segunda y Tercera RFEF. La organización que recoge las firmas de un grupo importante de clubes modestos, entiende que el nuevo modelo competitivo creado por la Federación Española es un muro de difícil o imposible acceso para equipos de menor empaque económico.

 

De esta forma, ProLiga promueve un documento de impugnación de las bases de competición de 2021-22, porque "fijan condiciones prácticamente imposibles para la mayoría de los clubes no profesionales".

 

En un comunicado interno, ProLiga sintetiza diciendo que "pudiera darse la circunstancia de que muchos clubes no compitan para ascender o incluso pudieran querer perder la categoría para poder ser viables".

 

Remite a los clubes de su entorno una nota interna en la que confirma que "se ha dirigido al Consejo Superior de Deportes impugnando las bases de competición" elaboradas por la RFEF para las categorías Primera, Segunda y Tercera RFEF.

 

"ProLiga ha podido comprobar que estas bases de competición incluyen unos requisitos obligatorios de casi imposible cumplimiento para un porcentaje altísimo de los clubes no profesionales. Entre estos requisitos se encuentran algunos como:

 

* Hierba natural (cuando existen multitud de campos municipales)

* Condiciones de iluminación profesional

* Aforo (hasta 3.000 espectadores en Segunda RFEF y 4.000 en Primera RFEF con gradas perimetrales)

* Presupuestos mínimos (hasta 80.000 euros en Tercera, 400.000 euros en Segunda y 1.500.000 euros en Primera RFEF)

* Salarios mínimos, sin haberse producido negociación alguna con los clubes

* Avales

* Publicidad obligatoria

 

La RFEF ha señalado que el incumplimiento de estos requisitos por parte de los clubes podría suponer su expulsión de las competiciones.

 

Entiende ProLiga además que la imposible modificación del Reglamento General hace imposible también que esta pueda entrar en vigor en la temporada 2021-22.