Publicidad
Publicidad

José Manuel León

"Me senté en el palco donde Hitler presidió los Juegos de 1936"

  • LA EPOCA DORADA
  • 16/09/2019 - 18:56
"Me senté en el palco donde Hitler presidió los Juegos de 1936" José Manuel León, a la derecha, y una escena de los JJOO de 1936 en el Estadio Oímpico de Berlín (NR)

M.B.


Aquel recinto que primero pisó la UD Las Palmas como equipo en competiciones europeas fue nada menos que el Estadio Olímpico donde en 1936 se celebró los Juegos organizados por la Alemania de Adolf Hitler.


La magnitud de la instalación (con capacidad para más de 70.000 personas) y la organización de los germanos desató la admiración de cuantos atletas y delegaciones viajaron a una cita que la historia marcó porque se convirtió en propaganda del nazismo. Hasta el punto que los propios atletas franceses saludaron mano alzada a la tribuna durante el desfile inaugural de los atletas.


José Manuel León, el jugador amarillo que participó en los dos encuentros frente al Hertha de Berlín hace 50 años, mantiene vivo el recuerdo de esa primera eliminatoria continental de la UD Las Palmas. La guerra había acabado 25 años antes y ya no quedaban signos del paso de la etapa hitleriana. Sin embargo, él era alma atrevida donde quiera que acudía. "El estadio impresionaba. Era enorme", admite a los lectores de Tinta Amarilla. "Recuerdo que los vestuarios estaban tras acceder por unas escaleras. Yo me puse a investigar y vi que tras una valla de seguridad estaba el palco. No me pude resistir. Pasé y me senté en el mismo lugar donde Hitler presidió los Juegos del 36. Busqué el asiento principal ... Allí estaba la meta donde ganó sus pruebas Jesse Owens. Fue una sensación única", reflexiona.


Ese viaje a la Alemania aún fraccionada por el Muro de Berlín no lo olvidan León y sus compañeros de plantilla de la época. "Desde un edificio podíamos contemplar los dos berlines. En una parte, todo era luminoso y ardiente. Pero en el lado Este, era una ciudad apagada, triste y silenciosa. No cruzamos al lado pro soviético aunque tuvimos la oportunidad de hacerlo en los ratos libres de la concentración. Pero", añade, "comprobamos desde la distancia como era todo. Veíamos a los ‘vopos' al otro lado (policías que custodiaban la frontera desde la República Democrática Alemania). No sólo era el muro; había también cables de acero espinosos, ... vimos ropa allí pinchada que habían dejado atrás los que intentaron huir. Era el momento de mayor control y recelo entre las dos Alemanias".


Sobre el penalti que decantó la eliminatoria a favor del Hertha matiza León que "fue injustísimo. No merecíamos perder y caer eliminados. El partido fue como en la ida, estaba para el cero a cero".

 

Calzones, frío y partes nobles


El partido en sí tiene su propia anécdota que relata León: "Pepe González, que era masajista y encargado del material, se olvidó una maleta en la isla en la que estaban los calzones de la equipación. Eran de la marca Meyba. Y antes de que llegara a oídos de García Panasco, se fue a una tienda a comprar unos azules ... de la marca Adidas. Jugamos con nuestras camisetas de algodón de siempre y esos pantalones recién comprados. García Panasco no dijo nada pero supimos que le pareció raro el equipaje con el que jugamos en Berlín. La realidad es que la tela de Adidas era moderna, se secaba muy pronto y apenas pesaba. Pero dejaba pasar el frío con toda su intensidad. Y ya se pueden imaginar cómo lo pasamos aquel día en el campo, en las partes nobles ...".

 

Noticias relacionadas