Publicidad
Publicidad

El campeonato, a la vuelta de la esquina

El primer once amarillo de la Liga se insinúa

  • ENTRE BASTIDORES
  • 08/08/2019 - 16:51
Simulación del primer once de la Liga 2019-20 de la UD Las Palmas

B. Pérez


En apenas una semana Pepe Mel deberá estar realizando su primera convocatoria oficial para la campaña 2019-20. El entrenado dijo que tras el partido frente al Betis se vería ya la mayor parte de su exposición teórica para el inicio de la Liga.


Falló en un cálculo. Porque creyó que para entonces ya el club habría definido los nombres de los 22 o hasta 25 componentes de su conjunto profesional, con la primera identificación de los destinos de aquellos jugadores liberados del compromiso amarillo para esta temporada.


Aún pueden ocurrir muchas cosas en el ‘largo verano' que ya se va acortando. Pero lo único cierto es que el día 18 de agosto hay cita en el calendario contra la SD Huesca.


Y a consecuencia de los últimos partidos, con especial atención precisamente ante el Betis, la UD Las Palmas ya viene dibujando su primer once de la temporada. Eso sí, está condicionado. Porque las recuperaciones de jugadores tan incisivos como Rubén Castro, Sergio Araujo y Cristian Cedrés marcarán un compás de espera hasta el minuto final.


Rubén no jugó un minuto en su propio homenaje. Se evaluó la posibilidad de una recaída cuando tan cerca está ya el inicio de las ‘hostilidades competitivas'. En el caso de Araujo parece que su esguince de tobillo es el que necesitará un mayor tiempo de inversión, mientras la esperanza es que Cedrés ya pueda ofrecer su verticalidad en los próximos días. Los tres tienen, de momento, el signo incógnita en sus cabezas.


Pero no por ello ya aparecen candidatos a la primera fotografía del campeonato. Josep Martínez estaría escoltado por un cuarteto donde Eric Curbelo y De la Bella parecen fijos en los laterales.


Mel estudia para el centro de la defensa varias alternativas. Si se queda Mauricio Lemos en plantilla, tiene con el uruguayo dos soluciones: como defensa central, emparentado a cualquiera de sus compañeros, o como centrocampista.


En los últimos partidos ha aparecido como zaguero, enlazado ante el Betis con un Mantovani que ha sido el más utilizado en esa demarcación.


Por delante, Timor y De la Galarreta tendrían plaza fija. Mientras Pedri, una debilidad sin duda para el entrenador, puede ser el jugador sorpresa en las apariciones de los últimos metros.


Los que han ejercido con más mordiente en las bandas son el mencionado Cristian Cedrés y un mejorado Benito Ramírez, que está dejando notables destellos de su paso al frente tras la cesión en el Rayo Majadahonda. Esa zurda puede dar mucho que hablar en el campeonato.


La punta debería ser para Rubén Castro, pero sus problemas físicos (al igual que los de Araujo) son el verdadero contratiempo de la pretemporada. Edu Espiau está ahí, con la caña preparado y con un montón de ilusiones para el arraigo en el fútbol profesional.

 

Sólo queda el amistoso frente al Lanzarote, en el torneo de San Ginés. Pero estando ya tan cerca la venida del Huesca lo aconsejable es que asumir riesgos ... los justos.