Publicidad
Publicidad

Un borrón en la pretemporada

450 minutos de solidez y dos distracciones

  • ENTRE BASTIDORES
  • 04/08/2019 - 11:49
Pepe Mel (Diario de Cádiz)

M. B.


Destaca en sus valoraciones de pretemporada Pepe Mel que "nos están haciendo pocas ocasiones". El trabajo del verano, al menos en este inicio, está centrado en establecer los controles de seguridad que el equipo carecía en fases de la pasada campaña. Cosa distinta era lo ocurrido en la Primera División.


Y lo que ha podido comprobar el entrenador amarillo le convence. En cinco amistoso, 450 minutos, Las Palmas sólo ha encajado dos goles.


Pero hay que matizar esas circunstancias. Porque ambos tantos, contra el Marítimo y Almería respectivamente, llegaron precedidos de dos distracciones defensivas propias de la pretemporada pero no admisibles en la Liga oficial.


El gol madeirense se produjo en una discusión de un saque de banda. De esa jugada, el Marítimo colocó con prontitud el balón en el área y allí se vio forzado a cometer un letal penalti De la Bella.


El tanto del Almería, por el contrario, se originó en el saque de una falta con varios futbolistas defensores dando la espalda al balón. Aguza tuvo la astucia de enviar el balón en profundidad a su compañero Moreno, que no tenía control de marcaje, para encarar área y certificar frente a Josep Martínez.


En líneas generales, en las victorias, empates o derrotas hasta ahora en el verano el equipo ha dado señales de estar a nivel de control de esos partidos. Pero dos licencias dejan un borrón que debe hacer recapacitar al cuerpo técnico.


Si el fútbol se resuelve en pequeños detalles, esos a nivel defensivo tienen aún borrón de suspenso.