Publicidad
Publicidad

Los aficionados saborean Barranco Seco

  • ENTRE BASTIDORES
  • 09/07/2019 - 18:51

B.P.


Barranco Seco volvió a abrir las puertas para los aficionados. 200 seguidores amarillos estuvieron en la tarde de este martes en el campo Ernesto Aparicio de las instalaciones auxiliares de la UD Las Palmas, donde los jugadores de Pepe Mel realizaron la segunda sesión del día.


El nuevo centro de entrenamientos es la estrella del verano. Es un lugar donde todos quieren reinventarse de cara a la próxima campaña. No sólo futbolistas, técnicos o los propios dirigentes del club. Ha sido escenario de un primer guiño de los amarillos de la grada, que quieren ver de nuevo a su equipo competir al más alto nivel en la campaña venidera.


Los 29 jugadores, con dorsal ya asignado o en observación técnica, siguen sus entrenamientos con carga física abundante como es tradicional a estas alturas del año.


Ruiz de Galarreta, operado de un hombro, lleva un ritmo distinto al resto al igual que su paisano de comunidad, Alvaro Fernández, del que Pepe Mel pronosticó que los plazos de recuperación acabarían en las puertas de la Liga. Aún sin asegurar que el meta vasco esté en condiciones de reaparecer frente a la SD Huesca.

Los tres porteros peninsulares que empezaron con el filial están este verano a sus órdenes. Josep Martínez, ya con cargo de jugador profesional, además de Alvaro Valles y Benito del Valle son la esperanza más inmediata del club en esta parcela.


Pepe Mel ha diseñado un total de 9 sesiones de trabajo en la primera semana, que se han de desarrollar en seis jornadas porque el domingo la plantilla tiene en principio asignado un día de asueto.

 

Fotos: UD Las Palmas

Galería de fotos