Publicidad
Publicidad
  • Publicidad

Fútbol sala

4-1: El Gran Canaria FS cae en Córdoba

  • MÁS
  • 16/02/2019 - 21:51

El Gran Canaria Fútbol Sala perdió en su visita a Córdoba (4-1) en un encuentro que se decidió en la segunda parte con un equipo andaluz muy resolutivo en ataque y que deja a los grancanarios sin ganar en lo que va de segunda vuelta.

 

El conjunto canario saltó al Palacio de Vista Alegre con Agus en la portería y Mehdi, Saúl Marrupe Ale Velaco y Adrián Orellana completando el quinteto con el que procurar romper la mala racha de las últimas cinco jornadas.

 

Los primeros minutos fueron trepidantes y con indiscutible protagonismo para los dos arqueros. En los visitantes, Agus se empleaba a fondo para frenar a sus ex compañeros, mientras que en los locales era Nono el que, con una doble intervención, evitaba el gol del Gran Canaria.

 

Sin embargo, Keko daba el primer zarpazo del partido para adelantar al Córdoba Futsal en el minuto 13 (1-0). Por suerte, el contratiempo no amilanó al equipo grancanario, que se lanzó con todo a por el empate.

 

Adrián Orellana avisaba con un disparo que mereció ser gol en el minuto 15, pero sólo dos minutos después lograría su objetivo y equilibrar un marcador que no se movería al descanso (1-1). Las alternativas fueron la constante en los primeros minutos del segundo acto: Juanra mandó un balón al palo en el minuto 4, mientras que los de Suso Méndez replicaban con varias llegadas peligrosas.

 

El equipo andaluz seguía insistiendo con la portería isleña y Agus desbarataba una gran ocasión para mantener vivo a su equipo en el ecuador de la segunda mitad, aunque Koseky acertaba con la red visitante para desnivelar el marcador en el minuto 32 (2-1).

 

El tiempo muerto era de obligado cumplimiento por parte de Suso Méndez en busca de la remontada que no fructificó, porque César alargaría la ventaja en una jugada de estrategia a falta de cinco minutos para la conclusión (3-1). Y con el Gran Canaria atacando de cinco, el portero del Córdoba Futsal, Nono, anotaría el cuarto con escaso tiempo para la reacción visitante.