Publicidad

El árbitro señala en acta al técnico del Santa Úrsula en el origen de una tangana

  • TERCERA
  • 30/12/2018 - 18:41
García Luis, en las gradas de Los Olivos (C. Torres)

B.P.

Miguel Hernández, colegiado del partido Villa de Santa Brígida-Santa Úrsula, recoge en acta los incidentes registrados entre jugadores de ambas plantillas en el partido del sábado (3-3), en Los Olivos. Por fortuna, todo quedó en algunas palabras y empujones. Pero el árbitro indica con rotunda claridad en las incidencias que el entrenador sancionado del Santa Úrsula, Rubén García Luis, con su intervención está en el origen de "una tangana" después de dirigirse a los futbolistas del Villa de Santa Brígida.

En primer término, Hernández González habla así en cuanto a incidencias de los técnicos: "Rubén Garcia Luis (...) Durante el transcurso del partido se dirige al equipo arbitral, desde la grada, en los siguientes términos: "esto es lamentable, esto es un robo" todo ello en repetidas ocasiones durante todo el encuentro. Además de lo descrito en otras incidencias generales".

En este segundo apartado se refiere a lo ocurrido en el túnel de antesala a los vestuarios de Los Olivos: "Al finalizar el partido y en el túnel de vestuarios, el entrenador del equipo visitante Don Rubén García Luis se dirige a los jugadores del equipo local en los siguientes términos: "esto es lamentable, esto es una vergüenza" tras ello se produce una tangana en la que intervienen numerosos jugadores de ambos equipos sin llegar a los golpes ni amenazas, teniendo que ser separados por oficiales de ambos equipos". Añade el colegiado en el acta: "En esa tangana un integrante del club local, identificado por tener una chaqueta con el escudo del Villa de Santa Brígida e identificado por su delegado como Juan Antonio Gutiérrez García, que cumple funciones en las instalaciones deportivas, empuja con uso de fuerza excesiva a un jugador del equipo visitante, agravando la situación provocada por el entrenador visitante. Tras ello tuvieron que ser separados de nuevo los numerosos jugadores de ambos equipos, sin llegar a pegar golpe alguno".

García Luis estuvo en las gradas de Los Olivos porque ya estaba sancionado con dos encuentros por el Comité de Competición.

  • Publicidad