Publicidad
Publicidad

Comunicado oficial del Unión Agüimes sobre el caso Medianito

  • NOTICIAS
  • 17/12/2018 - 22:54
Comunicado oficial del Unión Agüimes sobre el caso Medianito Aridane González y Fernando Méndez, directivos del Unión Agüimes ante la Dirección General de Deportes, este lunes (UA)

El Club de Lucha Unión Agüimes nos remite un comunicado extenso en el que hace una exposición de los hechos que le han llevado hasta la Dirección General de Deportes, para intentar proteger sus derechos deportivos o las repercusiones económicas diversas que se producirían en caso de no respetarse su participación en la próxima final de la Liga Insular.

El texto íntegro oficial del club es el siguiente:

En manos de abogados

"El C.L. Unión Agüimes y su luchador Ricardo Jesús Rodríguez Brito han puesto en manos de los servicios jurídicos del club la resolución 39- 2018 del Comité de Disciplina de la Federación de Lucha Canaria. El club analiza la adopción de cuantas acciones sean oportunas ante la posibilidad de sufrir daños irreparables en el ámbito deportivo y económico por la posibilidad de no ser respetados sus derechos a participar en la final de la Liga Insular de Gran Canaria, prevista el próximo viernes 21 de diciembre.

La directiva del C.L. Unión Agüimes desea aclarar que este club no ha recibido resolución alguna en base a los artículos 111.2 112.2 del Reglamento Disciplinario de la Federación de Lucha Canaria. Aún así, ante la proximidad de la final, a la que hemos accedido por resultados deportivos, y al escándalo social y mediático que se ha producido, de forma voluntaria hemos trasladado todos los documentos a nuestros juristas para solventar lo que entendemos se trata un error grave de interpretación por parte del Comité de Disciplina de la Federación de Lucha Canaria.

El denominado I Mundial

El C.L. Unión Agüimes quiere hacer público que el denominado I Campeonato Mundial de Lucha Canaria, organizado por la Federación de Lucha Canaria, es una competición individual y voluntaria, que no se contempla en ningún artículo del Reglamento Disciplinario la Federación de Lucha Canaria. Dicho campeonato, además, carece de reglamentación adaptada y normas de competición donde se contemplen los supuestos casos que generen las posibles lesiones de luchadores. Al margen de ello, recordamos a las federaciones que la lucha canaria no es un deporte profesional, por si aún alguno/a se había olvidado. Ni la lucha canaria está regida por una Federación Internacional que regule su procedimiento competitivo con luchadores ajenos a los organismos federativos de nuestro Archipiélago.

Nuestro luchador Ricardo Rodríguez, tras sufrir una lesión de tobillo el viernes 30 de noviembre de 2018, se trasladó a su centro de fisioterapia de confianza. Existiendo ese vacío normativo para competiciones individuales y voluntarias de forma general en el Reglamento Disciplinario pero también de forma particular en este propio Campeonato Mundial de Lucha Canaria, el puntal B del C.L. Unión Agüimes envió comunicación directa sobre su lesión a los presidentes de la Federación Insular de Lucha Canaria y de la Federación de Lucha Canaria el martes 4 de diciembre de 2018, días antes de la celebración del Mundial.

El puntal, lesionado

El C.L. Unión Agüimes da constancia que Ricardo Rodríguez intentó por todos los medios a su alcance mejorar de la lesión en esos cuatro días porque estaba motivado y convencido de que podía ganar dicho campeonato individual y voluntario. En esta comunicación, Don José Antonio Caballero se hace cargo de transmitir la información a la Federación Regional. En cambio, Don Ramón Marcelino en momento alguno respondió a nuestro luchador lesionado. Entendemos que no existió una notificación de la Federación de Lucha Canaria que permitiese solventar el problema con antelación a la celebración de la propia competición.

Sin embargo, ambas federaciones sí disponían por anticipado de la información que Ricardo había enviado. Entendemos que es la propia Federación de Lucha Canaria quien debe explicar públicamente por qué se ha actuado en contra de los intereses del propio Ricardo Rodríguez, del C.L. Unión Agüimes, de sus patrocinadores y de sus aficionados.

Con todo lo expuesto, desde el principio ha quedado acreditada la lesión de Ricardo Rodríguez y su intención, como la de nuestro club, de informar a la Federación de Lucha Canaria, además de solventar cuantos inconvenientes existieran con cuatro días de margen previos a la participación de puntales en el campeonato individual.

Los argumentos no validados

Por otro lado, la Federación de Lucha Canaria a través de su Comité de Disciplina considera no válidos estos documentos facilitados a fecha 12 de Diciembre de 2018, aplicando el artículo 63 del Reglamento Disciplinario de la Federación de Lucha Canaria. Nuevamente insistimos que el C.L. Unión Agüimes aún no ha recibido por los medios establecidos en el Reglamento Disciplinario. Este artículo 63 hace mención expresa a las selecciones de lucha canaria. Insistimos en que este campeonato es de carácter individual y voluntario, por lo que no se trata de selecciones. De esta forma, el Comité de Disciplina de la Federación hace una lectura errónea del mismo, a nuestra forma de entender el reglamento.

Si fuese una competición de selecciones, ¿cómo es posible se produzca la inscripción con decisiones voluntarias de los luchadores?. Sin contar que, para formar una selección se debe asignar a través de un seleccionador, ¿quíén ha sido el seleccionador del denominado I Campeonato Mundial de lucha canaria?. Durante la competición cada participante asistió con su propio entrenador.

Además, en esta resolución se considera como no válido, por parte del Comité de Disciplina, un certificado debidamente firmado por una especialista en este tipo de lesiones, usando nuevamente como argumento el artículo 63. El C.L. Unión Agüimes entiende que el comité hace una nueva lectura errónea del mismo. En este apartado claramente dice que en caso de una baja por enfermedad, un médico designado por la Federación establecerá el tiempo de inactividad para su recuperación. Nuevamente, no se trata de una convocatoria de selecciones pero es que además, la Federación aún sabiendo de la lesión nunca ha designado un médico. Simplemente ha hecho caso omiso a las solicitudes de Ricardo Rodríguez.

¿Dónde estaba el médico oficial del Mundial?

Si nos ajustamos a las competiciones internacionales de lucha y otros deportes federados, en los campeonatos individuales deben haber médicos oficiales presentes que certifiquen la lesión de todos aquellos que alegan padecer una lesión durante la celebración de la misma. La Federación de Lucha Canaria debe responder a si hubo médico oficial designado en el mencionado campeonato que certificara la lesión de los luchadores que allí se presentaron pero no compitieron alegando lesiones o posibilidad de sufrirlas.

Por otra parte, en cada competición internacional de lucha que se ha celebrado en diversas modalidades internacionales (aunque este no sea el caso de la lucha canaria), las sanciones que se deriven de la participación individual y voluntaria tienen como resultado la descalificación de los luchadores y luchadoras de dicho campeonato. Nunca tienen una aplicación fuera de la misma, salvo en casos de dopaje. A raíz del desarrollo de los acontecimientos en el caso de nuestro puntal B, la impresión es que la Federación de Lucha Canaria quiere innovar tanto que se olvida de que la lucha canaria la hacen los luchadores y las luchadoras en el terrero.

Por otro lado, si la mera participación de luchadores y luchadoras en campeonatos de carácter individual y voluntario crea problemas que afecten al normal funcionamiento de los clubes, se está coartando el propio objetivo principal de este tipo de competiciones que no es otro que divulgar y transmitir la lucha canaria entre regiones, culturas y sociedades.

A todo esto, hemos trasladado a la Federación de Lucha Canaria la necesidad de conocer su capacidad de organizar un Campeonato Mundial de Lucha Canaria, ya que de acuerdo a las normativas internacionales, los campeonatos de carácter mundial solo pueden ser organizados por Federación Internacionales, entre otros requisitos. La Federación de Lucha Canaria no cumple con este rango. Que además, de acuerdo a la normativa internacional de lucha, este campeonato incumple gravemente con el fundamento básico de campeonato individual y voluntario. De no ser así, la Federación de Lucha Canaria estaría incurriendo en otra grave acción en contra de la propia lucha canaria y, evidentemente, queremos conocer toda la información de forma clara, concisa y transparente.

Medianito actuó correctamente

Estamos totalmente convencidos de que tanto el C.L. Unión Agüimes como Ricardo Jesús Rodríguez Brito hemos actuado correctamente en tiempo y forma, con nuestro único ánimo de ayudar en la divulgación y fomento de la lucha canaria. Hemos cumplido con lo establecido. Los luchadores y las luchadoras de los clubes de lucha canaria, como los propios clubes, no pueden ser las víctimas de una mala gestión de una organización improvisada por parte de la Federación de Lucha Canaria, tal como se desprende de la rueda de prensa de su propio presidente en la presentación de este Campeonato Mundial de Lucha Canaria.

Los servicios jurídicos del Unión Agüimes están ya trabajando este asunto y desde la junta directiva aseguramos que llegaremos hasta donde haya que llegar, tanto en el plano deportivo como en el judicial si fuera necesario. Tomaremos cuantas acciones sean necesarias para demostrar que no hemos incurrido en falta alguna. El C.L. Unión Agüimes analiza la posibilidad de reclamar responsabilidades tanto a la Federación Insular de Lucha Canaria como a la Federación de Lucha Canaria ante todos los estamentos deportivos y contecioso- administrativos que correspondan en caso de que se produzcan daños irreparables para nuestro club, nuestro municipio y afición, nuestros patrocinadores y, por supuesto, para Ricardo Rodríguez.

En Agüimes a 17 de Diciembre de 2018

La junta directiva del C.L. Unión Agüimes"

Noticias relacionadas