Publicidad

La plantilla del Granca, agradecida con los 50 indomables de Milán

  • CBGC CAMPO ATRáS
  • 07/12/2018 - 11:53
Los jugadores agradecen a los aficionados amarillos su comportamiento de apoyo en Milán (HGC)

B.P.

Los jugadores del Gran Canaria viven quizá su momento más dulce de la temporada actual, luego de haber enlazado victorias y haber logrado un triunfo de altura en feudo del Milán.

Eulis Báez, capitán de los amarillos, consideró que lo ocurrido el jueves no ha sido casual. "Hemos jugado muy bien, en defensa bastantes acertados además. Todo el mundo concentrado en los ajustes. Hubo errores, pero tuvimos calma y acierto. Incluso en la línea de tiros libres"

Agradeció el apoyo de ese grupo de aficionados viajeros hasta Italia. "Los amarillos de las gradas se hicieron sentir en el encuentro". Ahora "iremos a competir ante el Madrid. Lo importante es mantener una línea ascendente para mejorar"

El base Albert Oliver se alineó en la misma dirección que el dominicano. "Hemos estado casi siempre por encima del marcador. Quizá ellos no se esperaban nuestro nivel. Ellos tienen muy buenos anotadores pero nosotros hemos estado muy bien a nivel defensivo".

También se fijó en que "sólo teníamos cincuenta aficionados en las gradas, pero se han escuchado mucho. Pudimos darle una alegría"

"El partido contra el Real Madrid será complicado. Tenemos un día más de lo habitual para descansar. Nuestro objetivo es seguir mejorando", concluyó.

Por su parte, Oriol Paulí dijo que "fueron momentos difíciles porque justo algo de viajar llegó la noticia del corte del entrenador. Nos dejó descolocado porque llevábamos mucho tiempo trabajando juntos".

Pero "queríamos dar nuestro máximo esfuerzo cada, intentar estar más unidos que nunca. Hicimos un gran partido como equipo tanto en ataque como en defensa".

Hubo que templar nervios pues aunque "cogimos una buena ventaja, la supimos mantener. Supimos también mantener los nervios, trabajando sin pensar en lo que había pasado. Es una victoria de mucho mérito. Fuera de casa en Euroliga es difícil ganar"

"Queríamos dar nuestro máximo en la pista. Es lo que ha hecho cada jugador. Hemos estado más agresivos de cara a canasta. Anoté puntos importantes, pero me quedo con el saber reponernos tras una situación tan difícil", indicó.

El sueco Markus Eriksson reconoció que "Milán es un gran equipo y es un gran triunfo para nosotros fuera. Hemos tenido problemas fuera de casa esta temporada y un triunfo ante un equipo como este nos da mucha confianza".

"James es uno de los mejores jugadores de la Euroliga. Intenté ayudar al equipo y conseguimos la victoria, estoy muy feliz", concluyó.