Publicidad
Publicidad

La UD desempolva su estrategia

El equipo de Manolo Jiménez rescata con dos goles en la victoria de Almendralejo una herramienta que el equipo ha utilizado con baja producción en las últimas temporadas

  • EL OTRO PARTIDO
  • 17/09/2018 - 12:33

M.B.

La pizarra ha sido un caballo de batalla en las últimas temporadas, especialmente tras la marcha de Paco Herrera. Por eso llama poderosamente la atención que en esta oportunidad, al ganar el primer encuentro lejos de casa después de un año en partido de Liga, la estrategia resultó determinante en el partido de Almendralejo.

Ya se ha apreciado que Las Palmas intenta acciones novedosas en las jugadas a balón parado, con buenos rematadores de cabeza y lanzadores. Fidel, en la pretemporada, dio muestra de ello.

Y esa firma del laboratorio está en los dos goles.

En el 0-1, obra de Rubén de penalti, se produce una acción estudiada en el jugada previa, que es corner desde la izquierda. Las Palmas carga toda la atención de los zagueros extremeños hacia el segundo poste. Varios rematadores cualificados de los amarillos se colocan en aquella posición y el Extremadura comete el error de dejar vacía una amplia zona del área, en el costado derecho del ataque.

Allí es donde se produce el pase a Ruiz de Galarreta que llega antes al balón y Zarfino, encargado de su vigilancia, le atropella tocándole el pie de apoyo para derribarle.

La victoria se fragua más tarde, con otro ejercicio de conjunción a balón parado. La falta del 1-2 se produce en el lado izquierdo del ataque y de nuevo los rematadores se colocan aglutinando posiciones ofensivas y defensivas frente al portero local. Sin embargo, el centro de Fidel va hacia el segundo poste donde con un giro de cintura y rápidas piernas Maikel Mesa se separa de su par, controla con la izquierda y chuta sobre la marcha, sin oposición ni apelación.

La estrategia empieza a dar resultados a los amarillos en una categoría donde el gol es caro y muchas veces escaso.