Publicidad
  • Publicidad
  • Publicidad
  • Publicidad

Copa del Rey de juveniles

La UD cae con un penalti miserable

El Atlético se lleva el 1-2 en la última jugada del partido, al señalarse la máxima pena en una acción de contacto y sin peligro en el extremo del área amarilla

  • CRóNICAS
  • 12/05/2018 - 13:44
Los jugadores de Las Palmas, apesadumbrados tras el pitido final. Juan Germán Jiménez les pide retirada para acabar con las protestas al colegiado (C. Torres)

Manuel Borrego

Posiblemente el 1-2 en el marcador podría ser el resultado lógico del partido habida cuenta de la mayor capacidad exhibida por el Atlético de Madrid. Pero una cosa son los méritos y otra las formas. La UD Las Palmas peleó el encuentro con una actitud de jabato, desde el minuto 1 al 93. Y se le escapó de las manos por un penalti miserable, que sólo se le podría pitar con el reglamento para los equipos chicos.

Era la última jugada del día, sin peligro alguno para la portería isleña. Un contacto entre un zaguero y un atacante, al borde del área en el extremo izquierdo, fue suficiente para que llegara el penalti de la polémica y todo el trabajo de los amarillos se viniera abajo en unos segundos. De repente, el reglamento cambió para la última acción después de un partido en el que hubo gran batalla y permiso para que esos contactos fueran parte del juego. Nada nuevo en el horizonte.

La valoración sobre el penalti queda dividida; posiblemente la oportunidad del mismo no. La calentura final de los amarillos estaba justificada porque habían tuteado con orgullo y buenas sensaciones al reciente campeón de la Copa de Campeones juveniles de España.

El Atlético no se sintió cómodo en el Anexo porque Las Palmas no se lo permitió. Los jugadores de Juan Germán Jiménez interpretaron su papel en una jornada donde la responsabilidad del juego recayó en los visitantes, pero las contras y movimientos ofensivos de los grancanarios resultaban inquietantes.

Gabri le reventó el día al campeón. A los 6 minutos se metió entre el portero y los zagueros para pelear el cuero y colocarlo luego al fondo de la red con oportunismo de ariete.

Una de las acciones de partido en que Gabri fue frenado en el área y la jugada no recibió castigo (C. Torres)

Las Palmas se creció con el 1-0. Puso mucho orden y combatividad ante un rival cuya maquinaria asombra, porque es un clon del primer equipo dirigido por Simeone. Durante muchos minutos el partido era rojiblanco, pero el marcador era amarillo. El poste colaboró con Adrián en una ocasión de Joaquín. Y luego el meta grancanario estuvo oportuno para rechazar dos jugadas de Andy y Joaquín, que finalizaron con disparos peligrosos.

Pero Las Palmas también jugaba sus bazas en la estrategia, sin embargo antes del 2-0 llegaría el empate en una combinación de libro del equipo visitante.

Los grancanarios, sin embargo, no se dejaron impresionar. Lograron con su pundonor y con los hombres de refresco equilibrar más el encuentro en la segunda parte. El Atlético llegaba menos entonces y el gol dio algunos rodeos en ambas porterías para llegar a un final frenético.

En los últimos minutos hubo ocasiones en ambas áreas, pero cuando ya el empate era un premio moral para el equipo local se produjo la fatídica decisión y todo cayó al suelo. Hubo nervios y sensación de impotencia. El regalo lo aprovechó el Atlético para firmar el 1-2 y encarrilar la eliminatoria, que aún tendrá que sentenciar.

Y es que cuando las vacas son flacas, ni tacto, ni cariño y mucho que debatir sobre las formas de aplicar la justicia.

Alineaciones:

UD Las Palmas: Adrián, Isidro (Ismael, 80), Kike, Ojeda, Ramsés, Duchement, Aday, Yeray Delgado (Eleder, 55), Kevin (Fuentes, 73), Andy (Brian, 49) y Gabri

Atlético de Madrid: Alex, Richard, Montero, JC, Medrano, Mikel, Andy (Ferreras, 73), Oscar, Joaquín, Agüero (Roro, 68) y Giovanni (Salido, 87)

Goles. 1-0, m. 6. Balón colgado largo que no interpretan la defensa y el portero visitante. El balón queda suelto y Gabri se anticipa para poner la bota y colocar una vaselina insalvable para Alex. 1-1, m. 37. Jugada por la banda izquierda atlética. El centro lo remata en la boca de gol Agüero. 1-2, m. 93. El árbitro señala penalti un contacto sin peligro en el borde lateral del área. En medio de muchas protestas locales marca Salido y finaliza el partido.

Arbitro: Alexis Pulido, auxiliado por Christian Valverde y José Mendoza. Amarillas a Isidro, Gabri, Aday (Las Palmas) y JC (Atlético).

Partido de ida de los octavos de final de la Copa del Rey juvenil, celebrado en el Anexo con la grada principal llena. La vuelta, el próximo sábado 19 en Majadahonda.

Seguirá galería de fotos: C. Torres

Noticias relacionadas

  • Publicidad