Publicidad
Publicidad

RFEF y Liga aconsejaron a la UD el cambio a licencias profesionales

Las Palmas afirma en su recurso que el convenio en el que se ampara el Guadalajara no aparece y tiene apariencia de borrador

  • ENTRE BASTIDORES
  • 17/04/2013 - 20:40

M. B.

La inmersión del recurso de la UD Las Palmas en la mesa de trabajo comité de Apelación de la Real Federación Española de Fútbol produce un nuevo escenario en el 'caso Guadalajara', cuyo desenlace podría dar un vuelco en los dos extremos de la tabla clasificatoria. El club grancanario revisa en los 27 folios de su documento todos los perfiles de los argumentos esgrimidos por Competición, mientras a través de su director general de gestión, Patricio Viñayo, valora que "estamos preparados para cualquier decisión y para seguir hasta las últimas consecuencias" en el Comité Español de Disciplina Deportiva.

El asunto vuelve a estar en los despachos y la UD Las Palmas estima que el fallo de este recurso -tras realizar traslado Apelación al otro club afectado- podría producirse en el transcurso de la próxima semana. Viñayo realizó este miércoles varias confesiones a la emisora oficial del club, desvelando la sospecha de que el célebre convenio en el que reposan las razones del Guadalajara no esté firmado o no esté acorde a las exposiciones realizadas por el club alcarreño ante Competición. "Las Palmas, no obstante, insiste en que este convenio tiene un rango menor que el reglamento", subrayó el director general grancanario. Sin embargo ofreció un nuevo dato sorprendente sobre los intentos de captar información del club isleño para reforzar los argumentos de la denuncia por alineación indebida: "Hemos solicitado ese convenio, que no dudamos de que exista, pero cuando lo hemos pedido a la Federación no ha aparecido. Es, pese a todo, un hecho anecdótico porque las resoluciones adoptadas contra nuestra denuncia resultan obsoletas a nuestro juicio".

DEBIERON HACER EL CAMBIO

"Para nosotros el artículo 122 es claro", puntualiza Viñayo: "Al disputar los diez partidos debieron convertir las licencias amateurs en profesionales. Coincidimos con la Real Federación Española de Fútbol en que hay una situación de partida en la Liga correcta, con 16 licencias profesionales, pero entendemos que los acontecimientos del desarrollo de la competición generan obligaciones. Por este motivo nosotros consultamos a la RFEF y a la propia Liga en enero y nos aconsejaron que inscribiéramos las licencias profesionales. Y si Las Palmas lo ha hecho (en el caso de cinco jugadores) y otros clubes también, ellos (Guadalajara) debieron también hacerlo".

Se refiere Patricio Viñayo a la previsión que tuvo la UD Las Palmas (también Racing de Santander, Almería y más tarde Córdoba, entre otros) de modificar el DNI deportivo de sus futbolistas, con el abono correspondiente por cada una de ellas (unos 150.000 euros en total). En el caso del club grancanario fueron las de David González, Dani y Javi Castellano, Juanpe y Vicente Gómez; y se realizó aún cuando en algunos casos no se concretaba la norma de obligatoriedad de los diez encuentros oficiales disputados.

"El Reglamento es de orden superior y cualquier norma que le contradiga carece de validez", subraya Viñayo tras entender Las Palmas que el Guadalajara "ha realizado una vulneración clara de ese Reglamento. Por ello nuestro recurso jurídicamente lo ha puesto muy difícil a Apelación. Hay que ser muy imaginativo para desmontar nuestros argumentos. Pero estamos preparados para seguir hasta las últimas consecuencias", en alusión al Comité Superior de Disciplina Deportiva.


El caso del convenio 'desaparecido'

En el recurso emitido por la UD Las Palmas al Comité de Apelación, en su punto número siete, se refiere al supuesto convenio entre la Liga Profesional, que es quien lo emite su existencia a través de una circular, y la RFEF, que sin embargo no ofrece respuestas al respecto en las dos ocasiones en que la UD Las Palmas requirió tal documentación.

Las Palmas habla de "la hipótesis de la existencia del referido convenio suscrito entre la RFEF y la LNFP", mientras confiesa que "obra en su poder un documento en tal sentido, al igual que obra en su poder la correspondiente circular remitida por la LNFP al inicio de la presente campaña haciéndose eco del mismo, no es menos cierto que, puestos en contacto con la LNFP, a través de correos electrónicos de fecha de 11 de abril de 2013, a fin de que remitieran copia del mismo, debidamente suscrito y firmado por los intervinientes (RFEF y LNFP), al objeto de preparar convenientemente este Recurso, por parte de la LNFP no se ha cumplimentado tan simple pretensión".

LA LIGA NO ACREDITA LA FIRMA DEL DOCUMENTO

Asimismo Las Palmas descubre que "en lugar de enviarnos el meritado convenio debidamente suscrito y firmado por sus intervinientes, ha vuelto a remitir el que obra en poder del club alegando que "es lo único de lo que disponen", dando la apariencia ya no de Convenio, sino de "borrador" de éste".

Esta afirmación la culmina el club grancanario añadiendo que "tratándose de un documento que sostiene gran parte de la resolución del Comité de Competición, no consta a la UD Las Palmas SAD que se encuentre debidamente suscrito y firmado por aquellos que supuestamente intervienen". Por tal motivo, Pío XII  "se ve en la tesitura de impugnar la Resolución del Comité de Competición, en lo que a las interpretaciones, consideraciones y conclusiones que dicho órgano efectúa del meritado Convenio supuestamente suscrito con la LNFP, sin que la propia LNFP haya podido acreditar ante la SAD denunciante su efectiva suscripción y firma, pudiéndose generar una situación de absoluta irregularidad, ya que en el caso de que dicho Convenio, efectivamente, no estuviera suscrito, el Comité de Competición, a través de su Resolución, se apoyaría en bases fácticas y jurídicas a cuya aplicación no habría lugar por no considerarse en vigor el meritado Convenio ante la ausencia de suscripción y firma".